ROMERO REY fue creado en el año 2.004 por Manuel A. Romero Rey, Abogado del Estado, como un despacho especializado en Derecho del Mercado de Valores, Bancario, Mercantil y Administrativo, con la voluntad de ofrecer a los Clientes una alternativa de calidad en áreas hasta entonces reservadas a las grandes firmas.
ROMERO REY nació y es un “despacho de Cliente”. Somos nosotros los que nos adaptamos a sus circunstancias y necesidades. El Cliente sabe “quién lleva su caso”, conoce a “su Abogado” y el Abogado conoce a su Cliente. La relación Cliente-Abogado es continua y directa, sobre la base del respeto y la confianza mutuos.
Hoy los Clientes de ROMERO REY tienen muy distintas características, lo que demuestra la validez de nuestra idea. Hay Clientes personas físicas, jurídicas, entidades públicas, grandes compañías nacionales e internacionales, cotizadas y pequeñas y medianas empresas.

     

 

Los asuntos en los que trabaja ROMERO REY se caracterizan por tres notas comunes:

Trascendencia personal y/o patrimonial para el Cliente, lo que nos obliga a actuar de forma recta y responsable, con total profesionalidad;
Complejidad jurídica, que exige estudiar los casos en profundidad y detenimiento para establecer y poder desarrollar una estrategia adecuada; y,
Complejidad material, derivada de la concurrencia de múltiples y distintos intereses, circunstancias, manifestaciones, perspectivas y consecuencias que deben ser tenidos en cuenta, valorados y manejados junto con lo estrictamente jurídico para la adecuada comprensión y mejor solución de los casos.

Novedades Jurídicas

01. 10. 2014La banca no es responsable de los delitos de las cajas que compró.

VER TODAS LAS NOVEDADES